Andrea Fried – Mayo 2018

Categories Charlas de taller

Vemos obras de arte publicadas en redes, colgadas en muestras, en nuestras casas y en la de amigos… Todas son distintas pero todas salen del mismo lugar: del taller del artista.

El taller es el lugar donde sucede mucho de lo que después vemos como obra.
Es el lugar donde se gesta, donde puede surgir la idea o el impulso y donde permanece oculta la obra hasta que está lista para salir y ser mirada por alguien más.

Como curadora una de las cosas que más disfruto son mis visitas semanales a talleres de artistas.
Durante la hora de visita surgen algunas de las charlas más divertidas, las conversaciones de taller más interesantes y germinan las ideas más desafiantes.
Al igual que los artistas y las obras, cada taller es único y diferente.
Es un espacio íntimo, donde se conoce al artista, es la cocina de su trabajo, y para mí un privilegio que me abran sus puertas.

Esta semana visité el taller de Andrea Fried. Andrea está inaugurando una muestra individual el Jueves 17 de Mayo en el MARQ (Museo de Arquitectura) y quedamos en vernos unos días antes para charlar y ver los últimos detalles.
El taller de Andrea es un cubo blanco, prolijo y luminoso. Tiene una gran ventana por la que entra la mejor luz, la luz natural.
Su mesa de trabajo es impecable… cada pomo de pintura en su lugar y las obras están acomodadas por tamaños en una de las paredes.
Sobre la pared más grande siempre tiene una obra en proceso, pero esta vez son dos.

* Andrea Fried. Sin titulo, acrílico sobre tela, 116x320cm, 2018
* Andrea Fried. Sin titulo, acrílico sobre tela, 116x320cm, 2018
 SJ: Andy, es un año muy importante para vos, tenés una muestra individual en el Museo, una muestra programada dentro de unos meses en Nueva York… Y además hace ya algunos meses dejaste de compartir taller y tenés tu espacio propio.

¿Cómo fue la decisión de tener tu taller? ¿Qué es lo que pasó que sentiste que tenías que tomar este lugar ?

AF: El año pasado decidí ocupar un espacio y me puse a buscar un taller propio. De a poco el arte fue ocupando más y más espacio y hoy creo que me ocupa entera…
Todo se encaminó de a poco, pero cuando me comprometí totalmente y empecé a tomar clases y hacer clínica, ahí empezaron a suceder las cosas! Aparecieron muestras, aparecieron ustedes (Diderot.art) y todas estas cosas me ayudaron a decidirme por tener mi propio taller.
Entendí y acepté que a la gente le interesa y le gusta mi obra, es muy lindo que la elijan para tener en sus casas… todo eso me da también mayor seguridad.

SJ: El jueves estás inaugurando tu muestra en el MARQ . ¿Cómo vivís la experiencia de armar esta muestra, fue distinta a otras?
AF: Aprendí muchas cosas y fue un super desafío! Desde que me aprueben el proyecto hasta armar un catálogo y la comunicación. Además pinté obra especialmente para la muestra, que fue una experiencia genial. Me da mucha curiosidad ver cómo va a quedar todo colgado y lleno de tanto color!

SJ: ¿Qué es lo primero que haces cuando entras a tu taller?
AF: Depende del día y en que horario llegue… Cuando tengo que empezar un nuevo trabajo lo primero que hago es diagramar la obra y elegir la paleta que funcione. Entonces emplezo a dialogar con la obra y ver qué necesita para representar eso que quiero.
Ahora estoy con muestras así que estoy al 100% pintando sin parar. De hecho estoy pintando dos obras a la vez, que no es algo que haga habitualmente.

SJ: Además de color, en tu obra aparece mucho la linea blanca.  ¿Qué pasa con esa línea que aparece en todas tus obras?
AF: El momento que más disfruto de la obra es el momento en el que saco la cinta y empieza a aparecer ese descanso blanco. Es el momento en el que veo la obra.
En cierto punto pinto a ciegas. Aunque sé lo que va a pasar y entiendo que el blanco está atrás de la cinta, sólo lo puedo ver cuando la saco. Recién ahí veo el total.

El blanco tiene mucho que ver conmigo en el el sentido de las pausas. Yo necesito pausas constantemente. Uno vive hiper-conectado y haciendo miles de cosas a la vez. Cada tanto necesito parar…
Eso es la linea blanca.

–>

SJ: Tu taller, ¿es también un lugar para parar?
AF: Vengo acá y me olvido del mundo, me olvido y me conecto conmigo misma y lo que quiero expresar con las obras.

SJ: ¿Cómo es la pintura geométrica para vos?
AF:  Yo siento siento la contención a través de la linea.
En la pintura geométrica uno tiene que planear, trabajar el color, ver el juego con los otros elementos.
Me metí en el arte geométrico -que me encanta- y se relaciona con mi momento, me contienen los ángulos y poder planificar.
Me gusta que los cuadros vibren, que tengan su propio movimiento, no es perfecto, es pintura, y eso me encanta de la geometría. Tiene vida propia. Y la imperfección es lo que hace que sea una obra.

SJ:  Hoy tu trabajo se concentra en la línea ¿Cómo lográs tantas variaciones y que tus obras sean tan distintas? Es un desafío no trabajar con otras formas…
AF: Hoy estoy concentrada en la línea, el primer desafío fue pasar de la línea horizontal y la vertical. Un día llegué al taller y me habían girado una obra, eso me impulsó a tomar el desafío de pintar en ese sentido. Ahora estoy trabajando en las diagonales y en la composición de muchas obras chicas que juegan entre sí.
Pintar en formato pequeño es un desafío cuando trabajas con línea y cinta. Me encantó hacer un políptico.
Estoy explorando el formato grande vs. el pequeño… Salir del formato de tamaño mediano.
A través del color genero ritmos y variantes en la obra… Me gusta poder imaginarlo, tenerlo en la mente, y poder crearlo.

* Andrea Fried - Sin titulo, acrílico sobre tela, poliptico medidas variables, c/u 30x30cm, 2017
* Andrea Fried – Sin titulo, acrílico sobre tela, poliptico medidas variables, c/u 30x30cm, 2017

SJ:¿Hay alguna obsesión en tu pintura?
AF: Pinto primero todo de blanco. Mido, pongo las cintas… Ése es mi punto de obsesión máxima. Pero si no lo hago el efecto visual es otro… y se nota.

SJ: Cómo es el desprenderse de una obra en la que pusiste tanto trabajo? ¿Qué viene después de eso?
AF: Cuesta… Hay un vació, es difícil.. y ahora más porque estuve trabajando muchísimo para esta muestra. Pero lo hago para compartir. Además después aparecen nuevos proyectos.

SJ: ¿Cuánto de vos pones en una obra?
AF: TODO… Uno pone todo.

SJ: Esperaba esa respuesta !
AF: Sí, pongo toda mi energía. Y eso se ve reflejado. Yo no escribo, yo pinto, y me expreso ahí, sin filtro.

SJ: ¿Vas a Museos y muestras a ver obras de otros artistas?
AF: Sí. Y cada vez que veo un artista o voy a un museo entiendo que no tengo tiempo en la vida para pintar todo lo que podría pintar… El arte es infinito.

SJ: ¿Estás mirando la obra de algún artista en este momento?
AF: Siempre me encantó Mark Rothko, ver sus obras y como maneja el color, eso siempre me maravilló.
Otro artista es Wolf Kahn que también tiene un manejo de color increíble. Tiene más que ver con mi obra anterior… Pero el color estuvo y está siempre presente en mi pintura.
Ahora miro mucho a los geométricos y los sigo con el color, Elsworth Kelly, Josef Albers, Carmen Herrera..

SJ: ¿Y hoy cómo estas en este mundo de la geometría?
AF: Es un mundo y camino que no imaginé que iba a transitar, pero la verdad es que me atrapó y acá estoy, inaugurando una muestra en dos días y planeando otra en Nueva York a fin de año.

SJ: ¿Qué te inspira?
AF: …Cuando lavo los pinceles, y veo los colores que se forman.

Stefy Jaugust
Curadora Diderot.Art

SINCROMÁTIVA – Inaugura el 17 de Mayo, 18.30 hs
Muestra individual de Andrea Fried en el MARQ –  Museo de Arquitectura.
La muestra se puede ver hasta el 3 de Junio 2018.
Martes a Domingo de 13 a 20 hs.